El Hechizo de Lucifer: El Miedo

15 Mar

El hechizo del iniciador, que en este caso es nuestro Lucifer, es muy fuerte, porque él necesita que nosotros tengamos la suficiente claridad en lo que nos está pasando para que enfrentemos la situación, por eso es que en el pueblo gnóstico el miedo es uno de los elementos, hay muchas gentes con temores de tanta naturaleza y no se han dado cuenta de que si hay un ego dañino, perverso, infame, nauseabundo, podrido, dentro de nosotros es el miedo, ¡el Miedo! ¡la inseguridad!, es una porquería dentro de la persona.

La persona insegura no se enfrenta a nada, ¡como será eso! que hay personas que se casa, personas ya casadas y tienen miedo de que la pareja que tienen no sea la correcta y están viviendo con ella, ¡que inseguridad tan terrible!, ¿qué trabajo van a hacer con una cosa de esas?, ¿le tocó esa?, ¡échele pichón con esa!, porque no e una casualidad que la tenga. Esa inseguridad, lo hace dañar a uno el trabajo.
Yo digo siempre: ¡Bendita sea la muerte, ¡linda, bendita es la muerte!, pero la gente no lo ven así, porque nos han infundido que le tenemos que tener pánico a la muerte, y con tenerle pánico a la muerte ¡Dejamos de morirnos? si es una cosa que tiene que ser, entonces por qué no nos resolvemos desde ya a prepararnos psicológicamente, mental y emocionalmente para que el día que llegue la muerte digamos:”Esto es lo que esperaba desde que nací”, y así es todo.
El Maestro Samael dice que uno tiene que colaborar con lo inevitable, entonces si nosotros lo tenemos que enfrentar y no nos enfrentamos ya a la muerte del ego, nos vamos a atener que enfrentar a la involución, que eso si es terriblemente, a eso si es que vale la pena tenerle miedo, si es que se puede decir.
Entonces, enfrentémonos nosotros a hacer un cambio, un cambio. Esos gritoncitos, esas gritoncitas, lloronas y llorones, quejumbrosos que hay, acuérdense que esos son yoes cobardes, yoes que le amargan la vida, yoes que le tortura, le martillan día y noche y que esa tortura nos la tenemos que quitar,¿A través de qué? , de irle matando el alma, ir matando esa alma que tiene el ego, e ir formando nosotros una coraza, una comprensión de la enseñanza y de la disciplina que tenemos que tener para la muerte.
Si el yo está echo de materia mental, pues lógico que esto nos está diciendo que tiene que haber una super disciplina mental, si el ego se alimenta de una energía que le damos, esto nos está diciendo que cuando hay una descarga emocional tenemos que ubicarnos muy bien  para que no nos roben la energía.
Esto nos está diciendo que el ego está compuesto también de conciencia, hay que mirar que cada evento de la vida, tiene una oportunidad para nosotros hacer conciencia del evento entonces irle restando alma al diablo.
Es decir, que en esto que estamos hablando, se concentra practicamente la didáctica de la muerte, pero hemos querido, y cada día como ustedes ven, tratamos de que sea comprensible. Y nos vamos dando cuenta que nadie en la escala de la evolución ha dicho la primera palabra de la Sabiduría, ni habrá nadie que diga la última.
Cada ser humano tiene muchísima sabiduría y a medida que la va liberando se va dando cuenta, y va quedando en realidad lo que es: las diferentes partes autónomas del Ser…..
El alma es una y la energía es otra, la energía es con la que se hace alma, con la energía se hace alma negra, porque se cometen bestialidades, la energía no es buena ni mala, la energía es Dios, y Dios en la materia no podemos decir que es bueno porque lo estaríamos limitando, ni podemos decir que es malo porque no depende de él, sino del organismo en que esté.
Entonces, la energía es la energía y el Alma son las acciones.
Tenemos que dejar de hacer acciones negativas o negras, para hacer acciones buenas con la misma energía, por eso es que la energía no muere, sería matar a Dios, en eso tiene razón  Efraín Villegas Quintero, pero Efraín Villegas Quintero decía que el ego no moría porque era energía y estaba equivocado, porque Dios hizo al hombre y el hombre hizo al diablo, al ego.
                                                                                V.M.Lakhsmi, convivencia Semana Santa 2002.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: